Si quieres expandir tu negocio debes conocer a los tipos de clientes potenciales que existen en el mercado

¡Hola amiga! Una mujer emprendedora tiene claro cuál es el horizonte hacia donde apunta su marca femenina, y la gran mayoría coincidimos en un punto: expandir, expandir y expandir la marca lo más que se pueda, aumentando su alcance y su rentabilidad. Pues, no es de extrañar que todas las emprendedoras estamos en busca de oportunidades de negocio que aumenten nuestro capital financiero.

Pero, ¿cómo se logra esto? La fórmula es clara, los estudios más recientes sobre mercado y comercio han concluido que para lograr una expansión efectiva de un negocio, es necesario: Abarcar cada vez más nuevos clientes, es decir, convertir a los clientes potenciales en clientes reales y, por último, captar su lealtad hacia la marca. 

Este proceso de captación es riguroso, no es tan sencillo como parece, pero para eso nos tienes a nosotros, amiga. Recuerda que Jelou es el blog diseñado para mujeres y madres que quieren emprender su propio negocio ¡Estamos para acompañarte en este camino hacia la independencia financiera! 

¡No te preocupes! Te vamos a explicar todo lo que necesitas saber para expandir tu negocio adecuadamente a través de la captación de clientes potenciales. Quédate aquí para que conozcas los tipos de clientes potenciales y aprendas a identificarlos. Lee hasta el final, amiga.

Para poder convertir a un cliente potencial en un cliente real debes poder identificarlos y resulta que no todos son iguales. Haz uso de estos perfiles del consumidor para que sepas hacia dónde dirigir tus estrategias de mercadeo.

¿Cuáles son los tipos de clientes potenciales que existen en el mercado?  Los podemos agrupar de la siguiente manera, amiga:

1. Por su frecuencia de compra: Estos clientes se distinguen por sus hábitos de consumo y se mide en base a su frecuencia, es decir, si compra habitualmente o de manera ocasional. Como es de imaginar, nosotras como mujeres emprendedoras queremos captar la mayor cantidad de compradores frecuente ¿Por qué? Amiga, por la sencilla razón de que este tipo de clientes potenciales son los que generan ingresos estables a lo largo del tiempo. 

De una manera más específica, a parte de los clientes frecuentes, están aquellos que adquieren productos de manera ocasional o en tiempo de descuentos y, finalmente están aquellos que compran algo de tu marca en un momento en específico y ya. 

Todos son buenos, debes centrarte en abordarlos a todos, establecer una relación comercial basada en la confianza y la lealtad.

2. Por su nivel de influencia: En esta categoría se encuentra un grupo selectivo de personas que tienen influencia en el público hacia el que se dirigen, por ende, son clientes potenciales de alto valor para cualquier marca ¿Por qué? Pues, abre los ojos amiga; si captas a este tipo de clientes podrás hacer que funcionen como embajadores de tu marca, recomendándole a sus seguidores a través de contenido de calidad, todo esto se traduce en mayor alcance en redes sociales.

3. Por su volumen de compra: A diferencia de los clientes que se agrupan por su frecuencia de compra, en la categoría de volumen de compra está el grupo de personas que se caracterizan por la cantidad de productos comprados en una sola transacción. A su vez, existen tres grupos específicos:

  • Volumen alto. Mayoristas y proveedores.
  • Volumen medio. Revendedores y pequeños mayoristas
  • Volumen bajo. Compradores individuales.

Amiga emprendedora, ahora que conoces los perfiles más comunes puedes identificarlos para redirigir tu estrategia de marketing para abarcar a todos los posibles clientes que hay en el mercado.

¡No olvides que la clave es convertir al cliente potencial en cliente real y, por último, fidelizarlo!