Maternidad y Marketing Digital

Es común escuchar el comentario sobre la capacidad de planificar de las mujeres, en especial de las madres ¿Sentido? Sí mucho, pues la maternidad desde sus primeros pasos es demandante y requiere de una buena organización tanto en lo personal y el trabajo como en los pendientes del hogar. ¿Esto qué tiene que ver con el marketing? Más de lo que crees, pues en esta disciplina se necesita pensar en todo, desde el inicio de una campaña hasta su cierre. Por esta razón no es extraño que se vea cada vez a más madres asumiendo esta responsabilidad no solo en grandes empresas, sino también como una forma de emprendimiento.

Ahora te contaremos algunas cualidades de mamá que la ayudan en el mundo del mercadeo:

1.- Liderazgo: las madres siempre marcan la pauta no solo en el hogar sino también en el trabajo y diferentes áreas de la vida conduciendo procesos y liderando grupos. 

2.- Abnegación: siempre lo dan todo por sus hijos, de igual forma en el mundo laboral siempre están haciendo lo necesario para el logro de los objetivos.

3.- Perseverancia: si hay algo que sabe la jefa del hogar es de ser constante y firme para lograr lo que quiere. Nunca se rinde, la clave en cualquier ámbito de la vida.

4.- Saber ganar: tener éxito en algo no significa que tengas todo asegurado y que puedas echarte a descansar. Hay que ser cautelosos y saber leer las victorias, mantenerlas e ir por más, paso a paso como lo hace mamá.

5.- Capacidad de decisión: en el hogar, así como en el mundo de los negocios y la vida en general hay que saber tomar decisiones y saber influir en ellas. De igual manera saber aceptar y afrontar las consecuencias de nuestros actos.

6.- Proyección: como protectoras del hogar la capacidad de ver más allá de lo inmediato está cultivada con amplitud.

7.- Autor reconocimiento: como madres siempre se busca tener, y se logra, una visión clara del momento. No se puede correr antes de caminar. En el marketing siempre es importante saber en qué etapa se encuentra la marca y que le corresponde hacer.

8.- Creatividad: la capacidad de ingeniar soluciones es algo que se desarrolla en el ejercicio de la maternidad y que sirve para toda la vida.

9.- Seguimiento: el estar pendiente de la evolución de los hijos y velar por su sano desarrollo en todas las esferas de la vida es un ejercicio que extrapolándolo al marketing es muy necesario cuando se desarrollan campañas y estrategias.

10.- Franqueza: reconocer los errores de un proceso ya sea de crianza o de mercadeo es fundamental para la consecución de los objetivos.

Como vemos mamá tiene unos cuantos puntos a su favor a la hora de iniciarse en este mundo. Así que si eres madre y te interesa el marketing ¿Qué esperas para iniciar? Ya tienes un aprendizaje de vida, sigue fortaleciéndolo y sácale el mejor provecho para tu emprendimiento o si lo deseas desarrolla esta actividad como tu negocio.